Ekologistak Martxan denuncia el descontrol de  las Administraciones vascas sobre los vertederos

Ekologistak Martxan denuncia el descontrol de  las Administraciones vascas sobre los vertederos

Fuentes: Ekologistak Martxan / eitb.eus

COMUNICACIÓN EKOLOGISTAK MATXAN

El lugar, una instalación privada, contaba con una autorización para ‘residuos no peligrosos’ y una específica para amianto

El Gobierno Vasco ya detectó irregularidades en una inspección en 2019 cuyas consecuencias o medidas se desconocen

El reciente desprendimiento de un vertedero en Zaldibar demuestra claramente la falta de seguimiento y el absoluto descontrol que las Administraciones tienen sobre estos espacios de acumulación de residuos.

Ekologistak Martxan lamenta, en primer lugar, la situación de dos trabajadores, aún en paradero desconocido. Más si cabe porque dada la aparición de amianto, la búsqueda se ha detenido.

Desgraciadamente lo sucedido no es nuevo. Cerca queda el caso de Zalla, donde un vertedero se ha incendiado en varias ocasiones sin que se hayan tomado medidas. En este caso, vamos conociendo los pormenores de lo que ya se prevé como un despropósito. En 2016 la Administración de Lakua autorizó la instalación de un vertedero privado que debía contener ‘residuos no peligrosos’ con excepción del amianto, del que sí tenía conocimiento. Y sin embargo, no cuentan con un protocolo de actuación para las brigadas, las cuales se han encontrado con la desagradable sorpresa. Asimismo, en 2019 el Gobierno Vasco realizó una inspección en la que se detectaron irregularidades. ¿Se ha abierto un expediente? ¿Ha habido sanción? ¿Qué medidas se tomaron?

Aún es pronto para conocer todos los detalles, pero lo sucedido revela algo que ya sabemos en Ekologistak Martxan: las Administraciones vascas no ejercen el control necesario de los vertederos, ni de las sustancias que en ellos se depositan, así como tampoco realizan el imprescindible seguimiento de estos lugares una vez dadas las autorizaciones. Por todo esto, Ekologistak Martxan llevará a cabo un seguimiento de este tema para exigir responsabilidades.

Noticia eitb.eus

La organización Ekologistak Martxan ha alertado de la posibilidad de que entre los residuos industriales que se almacenaban en el vertedero de Zaldibar que se derrumbó el pasado jueves sepultando a dos trabajadores que siguen desaparecidos, haya restos de lindano, material considerado altamente tóxico.

Según ha avisado esa organización en redes sociales, “el olor a lindano es notable” en la zona por lo que tiene “fundadas sospechas de la existencia” de esa sustancia entre los depósitos de la escombrera que sufrió el corrimiento de tierras y por tanto, ha alertado de “la imposibilidad de apagar el fuego que se ha originado” en la parte alta del vertedero.

Leave a Comment

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *