Los médicos de Chile ante la regulación del uso medicinal del cannabis

Los médicos de Chile ante la regulación del uso medicinal del cannabis

En Chile se debate un proyecto de Ley que busca cambiar el código sanitario, de modo de que se pueda autorizar el autocultivo de marihuana para uso medicinal no inhalado, con sólo la autorización a través de la receta de un médico cirujano. ¿Qué opina el Colegio de Médicos de Chile?

Se estima que el 2016 alrededor de 192 millones de personas entre los 15 y 64 años consumieron marihuana. Entre un 9% y un 30% de estos consumidores tiene un trastorno por consumo de marihuana. Así mismo, es la droga principal en un número importante de las personas que entran a un tratamiento por adicciones, conllevando una carga importante para las personas y la sociedad, desde una perspectiva sanitaria y económica.  Los médicos de Chile se posicionan en este documento frente al Proyecto de Ley de Cultivo de marihuana.

Documento oficial de posición del colegio médico de Chile frente al proyecto de ley de autocultivo de marihuana

PROPUESTAS

“Como médicos, no estamos dispuestos a recetar la planta de marihuana con un fin medicinal, ya que no poseemos el respaldo científico para hacerlo con seguridad y las condiciones técnicas más elementales para saber qué es lo que realmente estamos recetando en términos de dosis y concentración. No obstante, queremos aportar a la necesidad de salud de las personas que buscan en la marihuana un alivio para sus problemas de salud, es por eso que proponemos lo siguiente:
– El 30% de los pacientes con epilepsia tienen una epilepsia refractaria. De éstos aproximadamente el 10% son candidatos a cirugía. Actualmente el sistema de salud no cubre los medicamentos e intervenciones para este grupo de pacientes, dejándolos a la deriva de lo que pueden costear de manera personal. Es por esto que manifestamos nuestra disponibilidad de trabajar junto al MINSAL y el Congreso Nacional en un plan para cubrir efectivamente la necesidad de estas personas, basándonos en las medidas terapéuticas que sabemos que son efectivas y seguras.
● Por otro lado, aproximadamente el 24% de los chilenos tiene dolor crónico. De éstos, la mayoría tienen dolor crónico no oncológico. Proponemos trabajar junto a las Sociedades Científicas, el MINSAL y el Congreso Nacional en un Plan Nacional de Cuidados Paliativos no oncológicos, que incluya cobertura de oportunidad y financiera, sin exclusiones por tipo de patología como hoy ocurre con el GES.
● Actualmente en Chile la promoción de “cannabis medicinal” y “conductas cannábicas” transgreden el Código Sanitario. No obstante, en la práctica, la promoción de productos y conductas que incentivan el uso de cannabis (como son los “growshops”, algunas revistas, medios sociales, ferias, organizaciones u ofrecer servicios para dar recetas de “marihuana medicinal”) tienen menos regulación que algunas sustancias legales (aunque dañinas, como el tabaco). Proponemos trabajar en conjunto con SENDA, el MINSAL y el Congreso Nacional, mejores medidas de regulación y control, de modo de proteger del consumo de esta sustancia a poblaciones vulnerables, como son nuestros
niños y adolescentes.
● Proponemos instancias para mejorar la educación que se entrega a la población y los médicos en formación sobre el tema, de modo de tomar mayor conciencia sobre el riesgo de la disminución de la percepción de riesgo y del uso indiscriminado de esta droga.
● Proponemos trabajar en conjunto con SENDA y el Minsal, políticas de prevención efectivas, tanto prevención ambiental estructural, como prevención programática, basadas en la evidencia, en la línea de los estándares internacionales de la prevención y el tratamiento de Naciones Unidas (UNODC y OMS).
Por último, queremos manifestar nuestra disposición a trabajar sobre cualquier proyecto de Ley o intervención que se quiera discutir, pero basándonos en las medidas que sabemos que han resultado ser más costo efectivas.”