Holanda debate una ampliación de la Ley de Eutanasia

Holanda debate una ampliación de la Ley de Eutanasia

Fuente: Varias y Youtube BBC

Holanda quiere que más personas puedan recurrir a la eutanasia. El Gobierno holandés tiene intención de elaborar una ley que legalizaría el suicidio asistido para las personas que sienten que han “completado su vida”, aunque no padezcan una enfermedad terminal. Holanda fue el primer país en legalizar la eutanasia, en 2002, pero sólo para los pacientes que se considera están sufriendo un dolor insoportable y no tienen esperanza de cura. La actual propuesta no define un umbral de edad.

Aunque la eutanasia es una práctica común en todo el mundo, solo Bélgica, Países Bajos, Luxemburgo, Colombia y Canadá cuentan con leyes que la regulan a nivel estatal. El estado de Victoria, en Australia, pondrá en marcha la suya a mediados de 2019. Además, en muchos países desarrollados existen iniciativas para impulsar su despenalización

Países Bajos es uno de los pocos países en el que la eutanasia es legal cuando se cumplen dos condiciones: que se padece una enfermedad incurable y un dolor insoportable que supone un sufrimiento diario.

El debate actual contempla la posibilidad de ampliar este derecho a aquellas personas que consideren terminado su ciclo vital.

Un reciente estudio encargado por el Gobierno neerlandés, reveló que más de 10.000 holandeses mayores de 55 años querrían poner fin a su vida recurriendo a la eutanasia cuando consideren que han completado su vida.

El comité de investigación entrevistó a más de 21.000 personas mayores de 55 años a 1.600 médicos de cabecera y estudió más de 200 solicitudes de eutanasia ejecutadas y rechazadas estos meses, para concluir la composición y el porcentaje de personas que, sin estar gravemente enfermas, no quieren seguir viviendo por la vejez. Un tercio de este grupo pediría ayuda médica con el suicidio, mientras que los otros dos tercios prefieren morir en casa si se le proporcionan las sustancias necesarias para una muerte asistida cuando padezcan múltiples problemas por la edad y un sufrimiento insoportable sin esperanza de curación.

El tipo de quejas son físicas y mentales, soledad, problemas financieros y familiares.

El Gobierno holandés está dividido en este tema. Mientras que el partido liberal tiene dudas, los progresistas están en una posición favorable. La Democracia cristiana y la Unión Cristiana están en contra.