Saturación en Urgencias de La Paz de Madrid

Saturación en Urgencias de La Paz de Madrid

Las Urgencias del Hospital La Paz vivieron el lunes una de sus jornadas de mayor saturación: 129 enfermos para 61 camas. Salas con capacidad para 24 llegaron a albergar a 53 personas. El centro y la Consejería de Sanidad hablan de “pico puntual” debido a un fallo en el nuevo sistema informático de ingresos, aunque admiten que existe un problema de infraestructuras que tratarán de aliviar con un proyecto de reforma de 13,7 millones de euros adjudicado por obra pública esta semana. Un proyecto que, sin embargo, no convence al sindicato MATS: “Están vendiendo humo”.

Los trabajadores, en lucha desde hace años sobre todo a través de Twitter, aseguran que este nivel de saturación no es excepcional y que suele darse a principios de semana, con mayor intensidad después de un puente. Y todo, cuando aún no ha llegado la época de gripe. Denuncian la falta de personal, de medios y de espacio.

Esta situación, que critican con vehemencia los sindicatos SATSE y MATS, es similar en el Hospital Gregorio Marañón -donde el martes se abrió un área aparte porque no daban abasto-, en el de Móstoles y de manera puntual en Ramón y Cajal.

Una veintena de personas hace cola frente a los mostradores de Atención al Paciente a la espera de que una queja verbal y por escrito ponga fin a su inquietud. El agotamiento y la indignación son evidentes: llevan horas en la sala de espera sin tener noticias de sus familiares; desconocen su estado y su diagnóstico.[/vc_column_text]